Las “5 píldoras estratégicas” para convertirse en un líder de éxito

Leader Strategico

Ya eres un “jefe”, pero ¿aspiras a convertirte en un “líder” de éxito?
Estas son las 5 píldoras estratégicas que pueden ayudarte a realizar lo que deseas, en tiempo breve.

“Jefe” vs “líder”

De entrada, es necesario definir con exactitud las características de la figura del “jefe” y las de “líder”.

A menudo, el “jefe” de una empresa, un grupo, una organización, cae en la trampa de ilusionarse de tener el poder, solo por el hecho de ser el “jefe”.

Es por ello, que esta falsa creencia conduce de manera inexorable al fracaso de la leadership. Al contrario, muy probablemente lleva a la falta de realización.

De hecho, ser líder significa “guiar a muchos en el mundo, asegurándose que ellos también lo desean”.

Por lo tanto significa ser influyente, no autoritario. Implica conducir, no mandar. Significa, creer que el conjunto no es solo la suma de todas las partes, sino que es algo más. Significa ser el timón de una embarcación a bordo en la que cada uno tiene un rol preciso y no es solo el rol que está escrito en el organigrama, sino el “rol social” que cada persona crea dentro de un grupo, en base a las relaciones que tiene con los demás.

Ser líder es sin duda el rol más difícil de cubrir, debido a la responsabilidad que comporta. Pero como todos los roles organizacionales, la leadership se crea demostrando competencias específicas en el sector de trabajo e instaurando relaciones “productivas” entre personas.

Entonces, el líder no se le reconoce solo por la su autoridad otorgada por terceros, sino que viene seguido porque aquellos que lo siguen creen firmemente en él. Además de aquello que lo representa, creen en los mismo objetivos y metas, porque el punto de referencia es todo el grupo.

El líder es la persona en la cual los otros aspiran a convertirse.

El ejemplo que más se adapta de líder es el de Alejandro Magno, que fue seguido por su ejército hasta el fin del mundo porque todos lo adoraban.

Estos, antes de la batalla, organizaba unos rituales para cargar los ánimos, en los que todos debían participar. Del mismo modo, después de cada victoria, realizaba unas celebraciones para celebrar a cada General, soldado o abanderado. Podríamos definirlo como un verdadero líder estratégico.

Llegados a este punto, la pregunta surge de modo espontáneo:

¿Qué se puede hacer para transformarse en un líder estratégico en tiempo breve?

La respuesta está en el aprender a utilizar el Modelo de Problem Solving y Coaching Estratégico, del cual proponemos 5 píldoras pragmáticas que ya se pueden poner en práctica.

Las 5 píldoras estratégicas para convertirse en un líder de éxito:

  1. Compartir los principios de la empresa, las responsabilidades de cada uno, los objetivos (individuales y de grupo)

    podría parecer una banalidad, pero dejar claro desde el principio la visión y la misión de la organización, incumbencias o recomendaciones, las reglas imprescindibles y las conductas que no serán tolerables, son el primer y el gran paso para la construcción de una leadership indiscutible, lejos de incomprensiones y malos entendidos.

“No habrá una segunda oportunidad para crear una buena impresión”

  1. Establecer el acuerdo sobre lo que es común.

    en este punto, es fundamental obtener, con todo el grupo de trabajo, el acuerdo sobre todo lo que se ha dicho en el punto 1. De este modo , entramos inmediatamente en sintonía con todos y persuadimos a los demás a seguirnos, concordando de modo conjunto las reglas. Obviamente, el líder deberá ser el primero en respetar los pasos tomados, de otro modo perderá cualquier tipo de poder adquirido precedentemente, incluyendo la autoridad otorgada a él como un “líder”. Además, es recomendable llevar ropa adecuada para cada rol, utilizar un lenguaje técnico específico, ser puntual, es decir, como digo Gandhi:

“sé aquello que quieras que el mundo sea” 

  1. Ser flexible, pero siempre orientado al objetivo

    un líder de éxito, que tiene competencias técnicas elevadas y notables habilidades relacionales, puede perderse con la idea de controlar todo y a todos. Desgraciadamente, debemos ser capaces de gestionar lo que se presenta, no perder nunca de vista el objetivo y saber adaptarse a las situaciones.

“Un surfista cabalga de modo diferente cada
ola, porque cada ola es diferente de al anterior y de las siguientes” 

  1. Saber que no existe una única realidad

    ser flexible y saber adaptarse a las circunstancias que nos encontramos para afrontar, significa ver cada situación desde perspectivas diferentes. Ser capaz de ponerte en el lugar de los otros, teniendo en cuenta nuestra visión del mundo es filtrada por nuestros sentidos, percepciones de nuestra experiencia pasada. Entonces, no existe una realidad única, sino tantas realidades como puntos de vista.

“El genio no es otra cosas que la capacidad de observar la realidad desde perspectivas no ordinarias”.

  1. Saber comunicar eficazmente

    es una capacidad imprescindible de leadership; las palabras pueden acoger, motivar, valorar, persuadir, también herir, desmoralizar, abatir, alentar, por eso un verdadero líder debe saber utilizar los términos justos en el momento oportuno. Con habilidad verbal y paraverbal que van a reforzar el mensaje expresado. Siempre con el objetivo de movilizar los recursos de los otros y si es un verdadero comunicador, activarlo de nuevo.

“No basta ser excepcional, es necesario saber comunicarlo”.

“Las 5 píldoras estratégicas” que deberías tener siempre en mente si de verdad aspiras a ser un leadership de éxito. Una verdadera leadership estratégica.

Si usted está interesado en profundizar en el modelo estratégico, visite la página dedicada:

 

Las “5 píldoras estratégicas” para convertirse en un líder de éxito ultima modifica: 2016-12-14T15:33:30+00:00 da Dott.ssa Chiara Nardone

L'Autore

Psicologa, Psicoterapeuta - Specialista in Terapia Breve Strategica, Problem Solving e Coaching Strategico, Nardone's Model